Aprender a programar, es aprender a pensar

Nos pasamos el día consumiendo tecnología.
Además de los electrodomésticos convencionales, es raro que no utilicemos un smartphone, y cualquiera de sus aplicaciones (apps).
Sin embargo, todos demandamos, consumimos y compramos pero pocos se plantean dedicarse a crearlas.

Sabéis que desde hace un par de años vivo obsesionada con que mis pequeñas fieras aprendan a programar y con que el movimiento impulsado por code.org irrumpa de una vez por todas en España.

Entrevistas como la que hace Expansión a Ignacio Pérez Dolset, CEO del grupo ZED y, lo que más me interesa, fundador de U-Tad, la universidad en la que sueño que estudien mis hijos, me hacen ver que hay que apostar por ello, hay que lograr que los niños aprendan a programar, porque aprender a programar, es aprender a pensar:

Estos días de verano estoy aprovechando para trastear y elegir las aplicaciones que me parecen más sencillas para niños.

Hoy estamos probando Blocky, un editor que permite “programar” utilizando bloques (comandos) que se van uniendo formando secuencias y consiguen mover por ejemplo, un Angry Bird.

Blocky Programacion para niños

Prometo contaros más sobre ello y buscar recursos que os puedan ayudar.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

(Spamcheck Enabled)