Una pequeña ayuda para cuidar el sistema inmune

No os tengo que decir que el verano es mi estación favorita del año, lo sabéis de sobra.

Sin embargo, es una época en la que hay que cuidar la salud de los más pequeños más que nunca.

Por un lado, porque resulta más apetecible comer ligero, tomar fruta, beber más agua… y por otro, porque estamos expuestos a más infecciones.

Los cambios de temperatura, provocan pequeños catarros, problemas gastrointestinales, rinitis, o incluso problemas derivados de tener el bañador mojado tanto tiempo, por ejemplo.

Así que toca cuidar el sistema inmune y aquí es donde entra una de las palabras de moda «la macrobiota».

Os he hablado de su importancia en The Beauty Blog, porque, además de recuperar la salud en general, una macrobiota sana ayuda a cuidar la piel, pero hoy quiero hacer alusión a lo que se refiere al sistema inmune y sobre todo, de los más pequeños.

Pero ¿qué es la microbiota?

La macrobiota son un conjunto de microorganismos que viven en nuestro cuerpo, y que son beneficiosos para muchas cosas.

Cada uno tenemos una microbiota distinta que viene dada por donde nacemos, factores genéticos, o incluso los momentos de la vida que estemos viviendo.

Nos ayudan en varios aspectos:

  • Nutrición y metabolismo: se ocupa de recuperar la energía en forma de ácidos grasos de cadena corta, o de la correcta absorción de las vitaminas o el calcio, por ejemplo.
  • Protección: se ocupa de proteger nuestro organismo de agentes externos
  • Funciones tróficas: se ocupan de ayudar al sistema inmunológico

Otra de las palabras importantes que deberíamos tener en cuenta es «inmunonutrientes«, que son los nutrientes que están considerados como esenciales para mantener un buen estado del sistema inmune.

Dentro de este grupo se encuentran la vitamina A, C, E, B6, B12, hierro,zinc, selenio, ácido fólico. A los que se unen también ácidos grasos como el Omega 3.

Como os decía, las cosas son importantes de cara a cuidar la salud de los más pequeño.
La farmacéutica Meritxell Martí señala que «en el caso de los niños la clave reside en la variedad de alimentos, una alimentación variada, en la que añadimos aves, carne, pescado, legumbres, huevos e incluso añadir semillas o frutos secos. Mantener el organismo hidratado, con agua, zumo o sopas, siempre reduciendo el contenido de azúcares”.

Pero a veces, la falta de tiempo, las prisas o el calor, nos impiden tener lista la comida más sana y equilibrada… así que  ¿por qué no recurrir a pequeñas ayudas?

Ya os lo he contado más veces, además de dar a los niños Potitos® cuando hacía falta, yo misma los tomo cuando no tengo cena y no quiero tirar de precocinados pero tampoco irme con el estómago vacío a la cama.

Numerosos estudios ya dijeron que los tarritos eran una opción nutricionalmente adecuada y entre mis favoritos están los de Nutribén® (que por algo llevan desde 1963). Ahora han sacado los nuevos Potitos® con etiqueta transparente, la boca más ancha y 100% de aceite de oliva virgen extra. (Seguridad sin sustancias
químicas, sin aditivos y sin OGM3).

¿Más motivos para tomarlos?

Con nuevos nombres más intuitivos y explicativos de lo que contiene la receta.
 Se han creado segmentos de consumo para facilitar la decisión de compra del consumidor:Introducción, merienda, cena y recetastradicionales.
 Sin sal ni azúcares añadidos (contiene azúcares naturalmente presentes).
 Sin aditivos, colorantes ni conservantes.
 Referencias de venta exclusiva en Bipack.
 El nuevo Potito® de Pollo con Patatitas (este lo tengo que probar…. )

potitos nutriben etiqueta transparaente

 

Podéis leer más en:
https://www.ocu.org/alimentacion/seguridad-alimentaria/informe/ogm-respondemos-a-sus-preguntas500144

More from Susana

Cursos de electrónica, programación y robótica para niños

Sabéis que soy muy crítica con todo lo que rodea la programación...
Read More

1 Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *